dimarts, 5 d’octubre de 2010

El keniata Ngugi wa Thiong'o, favorito para el Nobel de Literatura 2010


Lleva ocurriendo varios años seguidos y nunca falla: cuando en los días previos al anuncio del Nobel de Literatura un nombre sube en las apuestas más de treinta posiciones en cuestión de horas, es que algo ha podido fallar en el hermetismo del Comité Nobel. Ocurrió con Orhan Pamuk (2006), con Doris Lessing (2007), con J.M.G. Le Clézio (2008) y con Herta Müller (2009); todos ellos pasaron de estar muy abajo en las apuestas a alcanzar el número uno o dos de la casa de apuestas británica Ladbrokes. Este año, esa carrera la está protagonizando el autor keniata Ngugi wa Thiong'o, cuya obra es casi desconocida en España, donde solamente encontramos traducidos El diablo en la cruz (Txalaparta) Un grano de trigo (Editorial Zanzíbar) y El brujo del cuervo (Alfaguara).

Hasta el jueves al mediodía no sabremos si Ladbrokes vuelve a acertar o este año deja a los apostantes fuera de juego. Otros autores bien posicionados en la casa de apuestas son Cormac McCarthy, Haruki Murakami o el sueco Tomas Transtromer, entre otros. Si se tienen en cuenta varias consideraciones, no es difícil eliminar nombres de la larga lista de nominados: los autores populares muy pocas veces se llevan el premio, así que Murakami, McCarthy u otros nombres conocidos como Philip Roth, Mario Vargas Llosa o Milan Kundera lo tendrían difícil. A esto hay que sumar que desde hace un par de ediciones se ha acusado al Comité del Nobel de ser "demasiado europeísta", dado que desde 2003 el galardón no sale de Europa. Este año, por tanto, podría recalar en América, Asia o África, aunque todo hace pensar que será este último continente el elegido, probablemente el menos explorado por las grandes editoriales.

En cuanto a los autores españoles, siguen sonando los de siempre: Juan Marsé, Luis Goytisolo y Javier Marías, aunque sin demasiadas esperanzas de conseguir el premio. De cualquier modo habrá que estar atentos, porque si en las próximas horas, otro autor da el salto a los primeros puestos como un relámpago, habrá que olvidarse de Ngugi wa Thiong'. O no...

Manel Haro