divendres, 3 de setembre de 2010

'La cúpula', Stephen King

La cúpula
Stephen King
Editorial Plaza & Janés
1ª edición, mayo 2010

Género: Thriller psicológico / Misterio
1.136 páginas
ISBN: 9788401337529


El maestro del misterio publica, tras más de treinta años intentando ponerle fin, una historia que es considerada por muchos de sus lectores más fieles (entre los que, confieso, no me encuentro) la obra cumbre del autor.

King nos traslada a Chester’s Mill, un pueblecito de Nueva Inglaterra que, sin motivo aparente, queda atrapado por una cúpula radioactiva de un material desconocido y transparente (que, además, va ennegreciendo con el paso de los días debido a la contaminación). Al principio, el pánico se apodera de los habitantes de Chester’s Mill, pero poco a poco el autor nos va mostrando una galería inmensa de personajes (es una obra coral en toda regla), cada uno de los cuales ejerce un papel importante en los siguientes siete días, tiempo en el que transcurre la novela.

King nos presenta a Big Jim Rennie, el religiosísimo segundo concejal del pueblo, que aprovecha la histeria general para ganarse la confianza del pueblo con falsas promesas y se convierte en un nuevo Hitler bajo la cúpula; a Barbie, un ex militar que luchó en la guerra de Irak y al que el presidente de los Estados Unidos intenta (en vano) poner al cargo de la situación; a Julia, la directora del Democrat, el diario local; a Piper Libby, la reverenda que duda de la existencia de Dios, y un larguísimo etcétera.

Además de ser un libro muy extenso, durante las primeras páginas la sensación de que la historia no avanza es muy frecuente, así como la convicción de que las similitudes entre La niebla y La cúpula, ambos de Stephen King, son demasiado evidentes. Pero el autor, muy experimentado, ya sospechaba de ello y elimina desde el principio cualquier duda de experimento militar y se dedica a hacer disfrutar al lector con las distintas tramas de los habitantes de Chester’s Mill, hasta el punto de que uno se acaba olvidando por completo de la existencia de la cúpula y otorga mayor importancia a las traiciones de Rennie, los intentos de oposición de Barbie y sus amigos, los suicidios de los habitantes que temen un Apocalipsis, las pesadillas sobre Halloween que empiezan a padecer todos los niños del pueblo y la asfixia por falta de aire bajo la cúpula. Todo con un ritmo que crece en cada página y que no se detiene hasta el final.

Y así, con el valor añadido de un desenlace cerrado aunque algo abierto a la imaginación, Stephen King firma, esta vez a mi parecer, si no su mejor obra, sí una de ellas.

Joan Manel Tena


_______________________________________________________

A F I N I D A D E S

(Si te interesa este libro, quizá te interesen estos otros)



(Clicka sobre las portadas para leer más)