dijous, 8 d’octubre de 2009

'El hombre es un gran faisán en el mundo', Herta Müller

El hombre es un gran faisán en el mundo
Der Mensch ist ein großer Fasan auf der Welt
Herta Müller
Traducción de Juan José del Solar
Editorial: Siruela
Colección: Libros del Tiempo
1ª edición, junio de 2007
Género: Novela
128 páginas
ISBN: 978-84- 9841-094-5

Herta Müller, ganadora hoy del Premio Nobel de Literatura, destaca por su prosa poética, por las imágenes que golpean al lector a lo largo de sus narraciones: manzanos que se autodevoran, lágrimas huecas que esperan ser llenadas con agua de lluvia o dalias muertas que no pueden marchitarse. Pero además, su literatura sobresale por la dureza de sus historias, los paisajes opresivos y los personajes marcados por las circunstancias poco esperanzadoras que les han tocado vivir.

En El hombre es un gran faisán en el mundo, los habitantes de un pueblo rural de Rumanía viven su día a día sin apenas ambiciones. La muerte está presente en cualquier rincón, una lechuza sobrevuela el poblado buscando el tejado donde posarse: donde lo haga, será donde muera una persona. Pero además, el tedio, la angustia, la necesidad de escapar está presente en el ambiente. Las mujeres viven sometidas a sus maridos, algunas están estigmatizadas por su pasado ("en Rusia era capaz de abrirse de piernas por un pedazo de pan").

En el pueblo las autoridades cometen abusos, sobre todo con las mujeres, a las que cobran un interés especial por tramitar determinadas gestiones. El lugar es un foco de corrosión; tanto es así, que el cura detiene el reloj de la iglesia para que el tiempo se congele y no contemple el pecado. Éste es, a grandes rasgos, el lugar donde los personajes se mueven, donde la desesperanza y la miseria posterior a la II Guerra Mundial se apodera de ellos y donde la muerte les aguarda en las esquinas.

Es el mundo que retrata Herta Müller y es el universo literario que hoy la Academia Sueca ha reconocido con el Premio Nobel de Literatura.

Manel Haro